EL VENDEDOR DE NARANJAS

Publicado en por la de magdala






Muchachuelo de brazo cetrino

que vas con tu cesta,
rebosando naranjas pulidas
de un caliente color ambarino;

Muchachuelo que fuiste a las chacras
y a los árboles rojos trepaste
como yo me trepaba cuando era
una libre chicuela salvaje;

Ven acá muchachuelo; yo ansío
que me vuelques tu cesta en la falda
pide el precio más alto que quieras
¡Ah, qué bueno el olor a naranjas!

A mi pueblo distante y tranquilo,
naranjales tan prietos rodean,
que en agosto semeja de oro
y en diciembre de azahares blanquea.

Me críe respirando ese aroma
y aun parece que corre en mi sangre.
Naranjitas pequeñas y verdes
siendo niña, enhebraba en collares.

Después, lejos llevóme la vida.
Me he tornado tristona y pausada.
¡Qué nostalgia tan honda me oprime
cuando siento el olor a naranjas!

Si a otro pago muy lejos del tuyo,
indiecito, algún día te llevan,
y no eres feliz y suspiras
por volver a tu vieja querencia,
y una tarde en un soplo de viento
el sabor a tus montes te asalta,
¡ya sabrás, indiecito asombrado,
lo que es la palabra “nostalgia”!

Juana de Ibarbourou (poeta uruguaya)

Etiquetado en poemas cotidianos

Comentar este post

Angelito 11/08/2009 23:01


La Cocina de Angelito te invita a participar por el sorteo de un mes de publicidad en la Cocina, en la posición Nº 24 del ranking de blogs, la cual cuenta a cuatro meses de su creación con más de
7.000 visitantes mensuales y más de 14.000 páginas vistas, y según las estadísticas de over-blog va en crecimiento. La publicidad no es sólo un enlace común, es un banner con imagen como los que
pueden encontrar en el blog. Para participar, sólo deben inscribirse en el boletín de noticias, y participarán mes a mes por este premio, y además, estoy preparando un premio increíble, que consta
de un CD con toda la información que pueden encontrar en la página y muchas cosas más, entre lo que encontrarán cursos de todo tipo (enología, nutrición, organización de eventos, etc.).
Si deseas participar sólo tienes que anotarte.
Saludos cordiales.
Angelito.